Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate {el mejor brownie no es un brownie}

 

Una afirmación contradictoria pero totalmente cierta.
¿Queréis saber cuál es el mejor brownie que existe? pues no es un brownie: es una deliciosa tarta de almendra y chocolate.
Cuando preparé la “Tarta-brownie de Santiago” intuí que había dado, posiblemente, con la mejor receta de brownie que había probado nunca: sin harina, sin mantequilla y sin aceite. ¿Es eso posible? Parece que hablar de brownies es hablar de bizcochos de chocolate contundentes e hipercalóricos, pero en este caso sólo es una verdad a medias.
Este brownie (si queréis llamarlo así) está hecho a partir de almendra molida, azúcar y huevos, no se endurece, no empacha ni empalaga y no sobresatura de kilos nuestras (ya algo repletitas) cartucheras.
Tampoco pretendo decir que esta tarta-brownie sea un alimento dietético ideal (debido a la cantidad de huevos que lleva, por no hablar de las grasas del chocolate), a menos, quizá, que os la zampéis al mismo tiempo que corréis una maratón, algo que os desaconsejo por completo (me refiero a la maratón, obviamente)

Así es que aprovechando la invasión de huevos, conejitos y monas de Pascua de estas últimas semanas, creo que es muy apropiado compartir hoy con vosotros esta deliciosa receta de chocolate:

Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate

La receta original la tomé del fantástico libro “Cocina” y ya le tenía echado el ojo desde hacía tiempo. El libro utiliza una masa de brownie “tradicional”, a base de mucha-mucha mantequilla, y un relleno de queso que simplifiqué al máximo, eliminando la harina y los huevos, lo que hace la receta más ligera y bastante más sencilla.
La guinda del pastel, y lo que me llamó más la atención cuando di con la página del libro, es esta irresistible cobertura de chocolate en forma de suaves ondas… Ahí poco se puede hacer: para que el glaseado quede bien brillante hay que utilizar mantequilla (nada que no arreglen un par de vueltas alrededor de la manzana)

Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate


Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate

Sólo tengo una duda con este postre, y es qué tal habría quedado con queso mascarpone. La ventaja del mascarpone es que no es necesario endulzarlo: es un queso cremoso con un ligerísimo matiz dulzón, muy suave y nada ácido, a diferencia de otros quesos en crema. Se puede aromatizar con un poquito de vainilla, pero no necesita nada más. Yo no quise cargarme de calorías extra y al final opté por un queso light (tipo Philadelphia), pero si repito la receta (¿por qué uso el condicional?) no se me escapará el mascarpone…
Espero que la disfrutéis.

Ingredientes para un molde rectangular (30x23cm):
Ingredientes para el bizcocho de almendra y chocolate:
* 300 gr almendra cruda pelada Marcona
* 120 gr tagatosa (o 240 gr azúcar)
* 5 huevos medianos
* 140 gr chocolate negro o de cobertura (yo utilicé chocolate “Valor” para fundir sin azúcar)
* 1 cucharada colmada de cacao puro “Valor” desgrasado sin azúcar
* un chorrito de Frangelico (opcional)

Ingredientes para la crema de queso:
* 200 gr queso light tipo Philadelphia
* 15 gr tagatosa (una cucharada sopera rasa) o 30 gr azúcar
* una pizca de vainilla natural

Ingredientes para el glaseado de chocolate:
* 300 gr chocolate de cobertura (yo utilicé chocolate “Valor” para fundir sin azúcar)
* 90 gr mantequilla
* 50 ml agua

Comenzamos preparando la base de almendra y chocolate siguiendo los mismos pasos que para la “Tarta-brownie de Santiago”, añadiendo (si os gusta) el chorrito de licor Frangelico.
Engrasamos y forramos el interior de un molde rectangular de aluminio. Vertemos la crema de chocolate y agitamos un poquito el molde, procurando que la superficie quede bien igualada:

Recordad que podéis dejar preparada esta base con antelación y guardarla en la nevera, tapada con plástico o papel de aluminio.

A continuación preparamos la crema de queso:
En un recipiente vertemos el queso en crema, el azúcar o edulcorante y unos poquitos granos de vainilla natural. Con ayuda de unas varillas eléctricas y a baja velocidad, lo batimos hasta obtener una crema espesa. Es importante utilizar las varillas y no una batidora de pie para que el queso no se licue y quede excesivamente líquido:

Introducimos la crema de queso en una manga pastelera con una boquilla lisa y redonda. Insertamos ligeramente la boquilla en la masa y la rellenamos con pequeños montoncitos de crema de queso:

Introducimos la bandeja en el horno, precalentado a 160ºC, solamente con la resistencia inferior y función ventilador (si no tenéis función ventilador, aumentad la temperatura a 170ºC), durante unos 30 minutos, o hasta que la base se haya esponjado un poco y la crema de queso esté cuajada. No importa que la superficie se agriete o que los montoncitos de crema se tuesten porque después la cubriremos con el glaseado de chocolate.

Una vez la base esté lista, la retiramos del horno y dejamos que se enfríe, dentro del molde, completamente.

Para preparar el glaseado, mezclamos en un cazo las onzas de chocolate con los dados de mantequilla y los deshacemos a fuego lento, removiendo constantemente. Añadimos un chorrito de agua y continuamos removiendo hasta que se haya disuelto completamente y la crema adquiera un tono brillante:

Vertemos el glaseado sobre la base de chocolate y dejamos que se temple 2 ó 3 minutos.
Por último, con ayuda de un tenedor, un peine (limpio) o una espátula de sierra para decorar tartas, practicamos ondas o aguas sobre la superficie de chocolate. No os preocupéis por el pulso: se pueden hacer correcciones volviendo a pasar la espátula sobre el glaseado.

Dejamos enfriar completamente la cobertura de chocolate (a temperatura ambiente, para que conserve el brillo) antes de cortar las porciones con un cuchillo ligeramente humedecido en agua.

Y ahora os dejo con las fotos…

Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate


Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate


Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate

La tarta se mantiene jugosa durante varios días. Como está rellena de crema de queso, es conveniente que la guardéis en la nevera (bien tapada) si no se consume en el mismo día. Nosotros la sacamos 1 hora antes de comer para que se entibiara un poco y nos pareció absolutamente deliciosa: el bizcocho de almendra estaba algo más firme (pero tierno y esponjoso), el relleno de queso cuajado y fresquito y el glaseado más consistente. El rico contenido en chocolate y el relleno me recordaron mucho al sabor y la textura de un pastelito tipo “Phoskito”.
Probad un bocado, cerrad los ojos y disfrutad.
Mmmmmmm… sin palabras.

 
Tiempo: 40 minutos (preparación) + 30 minutos (horneado)
Dificultad: baja

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Esta entrada fue publicada en Brownies y Chocolates, Tartas y etiquedada como , , , . Marca el Enlace permanente.

33 Respuestas para Tarta-brownie con crema de queso y glaseado de chocolate {el mejor brownie no es un brownie}

  1. Clara dice:

    Espectacular Helena, ya te lo dije por Facebook, pero después de conocer ingredientes y receta me has acabado de convencer. Me encanta, pronto la probaré, primero daré dos vueltas a la manzana y cuando este en forma me pongo fijo.

  2. rosanna dice:

    Ay por favoooooooooooooor! yo no me voy a resistir a esta receta, desde luego que no! vaya, vaya, es que si no fuera mirar me levantaba ahora mismo del sofá y me ponía a prepararla. Pero no me esperaré un poquito, porque al final he pedido una bolsa de gotas de chocolate valor sin azúcar y me llega la semana que viene. Y ya sé con qué la voy a estrenar!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    La pruebo a hacer con mascarpone, no?

  3. ¡Ohhhhhhhhhhhhh!¡No sé si me podré resirtir a hacerla Helena! Soy una loca del chocolate y tienes razón, con las almendras combina a la perfección. Y ese glaseado… ¡No quiero hacerla!¡No quiero hacerla!¡No quiero hacerla! ¡Pero seguro que la haré! :)
    Un besote
    Cristina

  4. mmmm mare meva quina pinta! m’agrada molt aquesta versió de brownie, està súper currada, me l’apunt que el xocolata m’encanta.

    Petons!

  5. Such a beautiful tart, Helena! Love the chocolate :) .

  6. Lara dice:

    Que fotazas! yo llevo sin publicar nada una semana porque no me convence ninguna foto…que envidia (de la buena por suerte) que da tu blog, muchas querriamos tener ese arte y ese gusto que tienes tu para las fotos! y menuda mano tiene también para el brownie, que aunque según tú no lo sea para mi de cualquier forma entra y llena la barriga!
    Besos

  7. cocidodesopa dice:

    Pues yo cerraré los ojos y me imaginaré que tengo un bocado de esta tarta dentro, aunque difícil veo el disfrute. Bueno, lo intentaré con una onza de chocolate y a ver el efecto que tiene.

    Me ha encantado la tarta. ¡Fantástica! Me da la impresión de que el contraste del frescor de esas bolitas de queso entre el chocolate ha de ser espectacular.

    Y otra vez tentando con un libro … ¡Ains! No he podido resistir y a verlo. Si es que no puede ser …

    Besos

    • Helena dice:

      Yolanda, la “realidad virtual” en estos casos no funciona :-D así es que no tendrás más remedio que probar a hacerla tú misma. Tranquila: el resultado compensa con creces. El relleno cremoso se deshace en la boca y esta de-li-cio-so…!!!

      Un besote y buena semana

  8. mindolina dice:

    me ha parecido sencillamente espectacular…enhorabuena.
    un beso

  9. Fani dice:

    Sea Brownie o no, lo cierto es que tiene unas pintas tremendas!!!! Me ha encantado tu receta, Helena!
    Dan ganas de comerse un pedacito!!!!!
    Un beso y feliz semana!

  10. Noelia dice:

    ¿Brownie sin harina, ni mantequilla ni aceite? Parece que un postre sin harina ni mantequilla no puede estar buenísimo pero la prueba de que no es así es este brownie.
    Me gustan los ingredientes que lleva y lo que veo en las fotos!
    Bs

  11. Mª José dice:

    Impresionantísimo!!!!!!!!!!! Esto tengo que probarlo, no sé cuando, pero tengo que probarlo.
    Donde consigues la tagatosa???
    Bicos

  12. kako dice:

    A mi el chocolate no me deslumbra, de hecho los huevos y conejos de pascua están ahí, no sabemos quien los comerá…pero tus fotos si que me dejan loca, son preciosas!, adoro venir a verlas.
    Besitos.

  13. Alisonhouse dice:

    Impresionada me has dejado con este brownie. Madre mia si se me hace la boca agua con solo ver esas fotos…….. No me puedo resistir a esta delicia asi que pronto la probaré.
    Besotes

  14. veronica dice:

    ohhhh esppectacular!!!!
    me ha encantado la receta…menuda pinta ;) y además me encantan tus fotos!!!
    un besito y gracias por compartir!!

  15. Pam dice:

    Esto ya es rizar el rizo de lo delicioso!!!!

  16. Ana dice:

    Aynsss! por favor, que ganas de comer chocolate me han entrado, jejeje, me encanta, me encanta! me gusta mucho tu receta….te lo he dicho? jejeje

    Un saludo!

  17. Mayte dice:

    Para mi pocas cosas son más deliciosas que un brownie, no brownie y más aún si es con esa consistencia, apariencia y sabor, fabuloso Helena!!

    Besos.

  18. Angi dice:

    Helena, ¿por qué nos haces esto? estoy salivando y casi llorando porque no puedo probarla. Me da igual que se llame brownie o no, simplemente se ve deliciosa!!
    Un besito
    Angi

  19. La crema de formatge és perfecta combinada amb la xocolata ummm. Em sembla un “brownie” molt original, té una pinta espectacular i segur que estava deliciós!

  20. Mari García Espada dice:

    Me quede tan impresionada con tu receta que rápidamente me he puesto manos a la obra la hice con mascarpone y no se sí es que no lo hice bien , por que el queso aunque no lo batí poco quedo con poca consistencia y aunque con la manga quedo bien incorporado en el horno se fundió y desapareció a sí que cuando salió del horno solo quedo unos agujeros que rellene con frambuesas …. Sabrías decirme que no hice Bien ?????

    • Helena dice:

      Mari,
      No sé qué puede haber causado que el mascarpone se licuara (¿?) por arte de magia… ¿la crema de almendra y chocolate era muy líquida? ¿el queso estaba caliente? Parece que se mezclaron ambas masas en el horno, aunque me sorprende que no quedaran más que agujeros! Yo lo hice con queso en crema Philadelphia, que tiene una consistencia similar al mascarpone, y se cuajó sin problemas.
      Puedes probar dos cosas, si te animas a volver a intentarlo: o bien reperirlo con mascarpone sin batirlo (saca el queso bien frío de la nevera y rellena la manga pastelera con una espátula) o pruébalo con queso Philadelphia.

      Ya me contarás!
      Saludos

  21. Oh no!!! por favor, o apago la pantalla o me muero de envidia. Esto es una pasada!! bicos Helenita y no nos hagas más esto
    Esther

  22. Reina Cakes dice:

    Creo que he muerto y resucitado al mismo tiempo! jajaj Qué pinta tiene esta receta!! Maravillosas fotos, por cierto.
    Me encantó! (Ah, y hermoso tu blog)
    Besos desde Argentina!

  23. Bibiana dice:

    Ai Helena! pero qué ricura de postre, por favor! y me encanta esto de restarle calorías y que siga estando de muerte! tengo una tarrina de mascarpone en la nevera que iba a utilizar con un carrot cake pero ahora me has puesto entre las espada y la pared!! jajajaj!!
    un besito, guapa! ;)

  24. Frabisa dice:

    Que receta tan apetitosa, Helena!!! Tiene dos ingredientes que adoro, el chocolate y el queso, me apetece muchísimo probarla, se ve exquisita.

    La primera foto es ¡preciosa!!

    un besazo y feliz domingo

  25. María García Espada dice:

    Buenas tardes Helena: he vuelto ha hacer el brownie con mascarpone para sacarme la espinita , y esta vez lo saque del frigo , frío y lo móvi con una paleta a manopara mezclar lo con el azúcar pero nada en cuanto lo meto en el horno y le da el calor se hace líquido ……!!!!!!! Nose lo que hago mal o sí es el tipo de queso , el próximo lo haré con Philadelphia. Por qué desde luego aún así ha sido todo un éxito . Mil gracias por atenderme y un cariñoso saludo

    • Helena dice:

      Caramba, María, ¡pues vamos a tener que olvidarnos del mascarpone! mira que con lo delicioso que resulta, está siendo de lo más antipático con este brownie, no???
      He googleado buscando una posible causa del fundido en el horno pero no encuentro nada que lo explique… Quizá al ser un derivado de la nata tiene mayor proporción de líquido que el queso común y se licua a alta temperatura. Para emplearlo en el relleno quizá la solución sería mezclarlo con un huevo y yogur para que cuajara (sin que nos quede una crema excesivamente líquida o no podrá introducirse en la manga pastelera)
      En fin, creo que compensa la alternativa del queso Philadelphia…

      Si lo vuelves a probar (¡te vas a hacer una experta!), me cuentas :-D
      Un besote grande

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


2 + = diez

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>