Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

 

El sentido del ridículo es una cualidad injustamente menospreciada.
Desde que un puñado de moléculas se mezcló y soltó un par de chispazos dando origen a la vida en esa sopa o caldo primigenio, siempre hemos conservado un instintivo sentido del ridículo. Ese mismo sentido autoprotector que llevó a nuestros ancestros, poco después de bajar de los árboles, a no hacer el payaso por temor a perder el respeto y posición en el grupo y ser la mofa y befa de rivales y aliados.
De todo ello se deduce que el sentido del ridículo y la capacidad de avergonzarse (inteligentemente equilibrados con saber reírse de uno mismo), son una expresión fundamental del instinto de supervivencia humano.

Por eso no entiendo el Carnaval ni a los que se disfrazan.
¿Habrán perdido su gen del ridículo mucho tiempo atrás, en aquella sopa molecular primigenia?
Que yo recuerde, excepto una breve etapa de mi adolescencia en la que quería disfrazarme de Muerte (el Instituto siempre provoca traumas), nunca me han atraído los disfraces. Ni a los cuatro, ni a los cinco, ni a los seis años. Mi gen del ridículo debe de ser extremadamente quisquilloso, porque me acuerdo de posar con tutú de bailarina en los Carnavales de párvulos y pensar “algún día tendré que pagar millones para que estas fotos no salgan a la luz”…

Por contra, mi animadversión hacia las chirigotas, comparsas y desfiles es inversamente proporcional a mi afición por los dulces de Carnaval.
Lo dicho: mi gen es quisquilloso, pero no tiene un pelo de tonto…
Por ejemplo, sé que le pirran cosas como ésta:

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Estas delicias son originarias de Sicilia y se llaman cassatelle. Si el exterior ya os parece irresistible, mirad lo que esconden por dentro:

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Se trata de una masa frita con una textura similar a la de una torta o galleta crujiente. Se aromatiza con vino blanco dulce (tradicionalmente Marsala) y jerez seco, se rellena de chocolate y ricotta (¡delicioso ricotta!) y se espolvorea con azúcar glas.
Como todas las masas fritas, es una auténtica exquisitez pringarse los dedos con aceite y rebozarse los labios de azúcar.

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}


Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Cassatelle de ricotta y chocolate {dulce de Carnaval}

Tomé la receta de aquí, aunque reduje ligeramente las proporciones de azúcar en la masa y el relleno. También encontré que para la cantidad de masa de la receta, basta con preparar la mitad de relleno.
No lo dudéis: este año, aunque os encerréis en casa para escapar de choqueiros y desfiles, preparad estos riquísimos cassatelle.

Ingredientes (para 18 unidades, aprox):
Ingredientes para la masa:
* 500 gr harina
* 25 gr tagatosa (o 50 gr azúcar)
* 90 gr aceite de oliva virgen extra
* 180 gr vino blanco dulce o de postre (yo utilicé Bach Extrísimo blanco semi-dulce)
* 2 cucharadas de brandy o jerez seco
* una pizca de sal

Ingredientes para el relleno:
* 275 gr ricotta
* 75 gr tagatosa (o 150 gr azúcar)
* 60 gr chocolate negro troceado (yo utilicé chocolate negro Valor sin azúcar con 52% cacao)
* ¼ cucharadita de esencia de vainilla (o media vaina de vainilla natural)
* una pizca de canela (opcional)

Resto de ingredientes:
* aceite de girasol (para freír)
* tagatosa en polvo o azúcar glas (para espolvorear)

Ingredientes para el queso ricotta:
* 500 gr leche fresca entera
* 200 gr nata para montar (35% mg)
* 2 cucharadas de vinagre blanco de buena calidad
* una pizca de sal

Seguir leyendo

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Publicado en Buñuelos, Rosquillas y otras masas fritas | Etiquetas , , | Deja un comentario

Galletas rellenas de higo y almendra

 

A estas alturas de la película ya no es un secreto que las galletas son algo que me pirra. De hecho, en el blog, las recetas de galletas son las segundas en número después de las de pan (otra pirrada)
Otro hecho conocido es que me pierden los frutos secos y la mermelada (no necesariamente por este orden)
Como las matemáticas se cumplen la mayoría de las veces (y si no, lo llaman “paradoja” y tardan unos 500 años en encontrar la solución), si sumamos los frutos secos, la mermelada y las galletas, el resultado sólo puede ser un rotundo “10”. Y es que las galletas con mermelada son un invento que supera incluso a las galletas con chocolate.
La verdadera paradoja es cómo una receta tan sencilla y con tan pocos ingredientes puede estar así de buena y lucir así de impresionante:

Galletas rellenas de higo y almendra

Galletas rellenas de higo y almendra

Encontré la receta original aquí y reconozco que fue amor a primera vista. Siempre me han chiflado las galletas y pastelitos rellenos de higos, dátiles, orejones o ciruelas, aunque la dichosa diabetes me obliga a mirarlos de lejos.

Galletas rellenas de higo y almendra

Galletas rellenas de higo y almendra


Galletas rellenas de higo y almendra

Galletas rellenas de higo y almendra

Esta vez no me he podido resistir, y es que os aseguro que son algo que hay probar una vez en la vida (luego podéis moriros y echarme la culpa…)

Galletas rellenas de higo y almendra

Galletas rellenas de higo y almendra

La receta original emplea higos naturales para el relleno, que cuece con azúcar y jugo de limón hasta obtener una compota. Yo me ahorré el viaje y compre directamente la compota.
Aunque la mermelada de higo me parece deliciosa, podéis sustituirla por cualquier otra que os guste.
Respeté el uso de harina de espelta, pero se puede emplear harina de trigo común. En ese caso, es probable que las galletas queden un poco más pálidas y no tengan el dorado espectacular que aporta la espelta.

Ingredientes (para 10-12 galletas)
Ingredientes para la masa:
* 200 gr harina de espelta
* 90 gr mantequilla fría
* 30 gr tagatosa (o 60 gr azúcar)
* 1 huevo
* 5 gr (una cucharadita) levadura química de repostería
* una pizca de sal
* ralladura de piel de medio limón

Ingredientes para el relleno:
* 285 gr mermelada de higo (yo utilicé rapsodia de higos de St.Dalfour, sin azúcar ni edulcorantes añadidos)
* 100 gr almendra fileteada

Seguir leyendo

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Publicado en Galletas | Etiquetas , , , , | 2 Comentarios

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

 

Parece que muchos autores han sufrido el llamado “bloqueo del escritor”, o el “síndrome de la página en blanco”. Me imagino que es una especie de parálisis mental que impide que se te ocurra ninguna idea nueva, original y realmente valiosa.
Bueno, pues salvando las distancias (varios y largos kilómetros de distancia), esta servidora a veces sufre de bloqueos cuando tiene que decidir qué cocinar.
¿No os habéis encontrado nunca en medio de la cocina, brazos en jarras, paralizados ante una pregunta crucial (cuasi duda existencial) de abrumadora magnitud? Esta es: ¿qué diablos hacer para comer??
Si no sufrís este tipo de accesos bloqueantes, enhorabuena: sois gente con suerte, de fácil apetito y con una psique privilegiada. En ese caso podéis saltaros la digresión mental que ocupa el resto de la entradilla e ir directamente al meollo de la receta…
Deduzco que los que seguís leyendo conmigo sois del género inseguro, de los que suelen tirarse 10 minutos bailando como pollos en la cocina, abriendo y cerrando armarios, sacando y guardando sartenes. Pues os confieso un secreto.
Yo estas crisis las arreglo de una forma muy sencilla: preparando pan.
Aún a riesgo de desvelar el invento y de que alguien se haga millonario con la idea (la “pan-terapia” es un campo por explotar), os aseguro que hacer pan es una forma maravillosa de reconciliarse con la cocina (especialmente después de varias recetas fallidas o de prometedores experimentos que, de un modo humillante, han acabado en el cubo de la basura)
Hacer pan desobstruye los atascos de origen anímico, despeja las inseguridades, calma, serena y regenera la autoconfianza. Mejor que una droga, vaya.
Una vez conocido el remedio, sólo tenemos que decidir la receta.
Y recetas de panes hay para hartar.
Echemos un vistazo a esta de hoy, por ejemplo:

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces


Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

A priori la cosa pinta bien: se intuyen nueces troceadas, tomatitos secos y una miga dorada y bien tostada. Algún lector aventajado habrá adivinado que lo de “biscote” se refiere al método de la doble cocción, como los carquinyolis (o cantuccini)
Que nadie se ponga nervioso: este no es un pan de procesos largos ni pasos complicados. Es uno de los panes más fáciles y rápidos de preparar que he hecho nunca, lo que lo convierte en un pan de terapia ideal.
Y además está bueno hasta decir basta.

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

La receta es del blog “Easy Food Smith”. Solamente cambié algunos ingredientes (medallones de queso de cabra en lugar de paneer y aceite de oliva en lugar de mantequilla) porque la receta original es tan fantástica y sencilla que dan ganas de aplaudir.

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces


Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

Biscotes con tomatitos secos, romero y nueces

Esta receta es la prueba definitiva de que con muy poco esfuerzo se puede preparar algo sensacional. Son unos panecillos perfectos para picar, para untar, para acompañar, para tomar solos… Con estos biscotes se pueden preparar unos bocadillos sensacionales (se acabaron las cenas refugio a base de tristes rebanadas de pan de molde)
Y si los presentáis a la mesa en alguna ocasión especial, quedaréis como unos auténticos profesionales.

Ingredientes (para 12-14 rebanadas)
* 385 gr harina
* 1 cucharadita (5 gr) de levadura química de repostería
* 1 cucharadita (5 gr) de bicarbonato
* 1 cucharadita de sal
* ¼ cucharadita de cebolla deshidratada o ajo seco molido
* una pizca de pimienta negra molida
* 100 gr rulo de queso de cabra
* 30 gr tomatitos secos deshidratados
* 60 gr nueces troceadas
* 1 cucharadita de romero seco
* 60 gr leche
* 30 gr aceite de oliva virgen extra
* 1 cucharada (15 gr) queso parmesano rallado
* 2 huevos batidos

Seguir leyendo

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Publicado en Aperitivos y Entrantes, Pan | Etiquetas , , , , , , | 5 Comentarios

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

 

Respira, ya pasó todo.
No, no me refiero a los acontecimientos políticos recientes sino a la Navidad, que ya se fue llevándose consigo todo su equipaje: las comidas con suegros y cuñados, las cenas de empresa, el sorteo del Gordo (y, al día siguiente en la tele, los inevitables agraciados agitando confiadamente ante la cámara los décimos premiados, sin recelo ni precaución alguna), las cabalgatas de Reyes (cada vez más surrealistas), montar el árbol, desmontar el árbol, recoger el Belén (y hacer recuento de las figuritas extraviadas)…
En fin, que de la Navidad sólo queda la evidencia, a veces dolorosamente palpable, de esos kilos de más.
Hemos sobrevivido para contarlo. Otro año.
Y eso hay que celebrarlo, ¿o no?
Pues ponte cómodo, descansa (te lo has ganado) y alégrate la vista con la receta de hoy.

Hay muchas recetas con denominación de origen reconocida, como el famoso pastel de riñones (que sólo pudieron inventar unos ingleses con mucha hambre y cuya autoría, de todas formas, nadie más reclama…)
En otros casos la casualidad (o la genialidad) ha hecho surgir recetas prácticamente idénticas en diferentes lugares.
Por ejemplo, ¿la crème brûlée es la versión francesa de la crema catalana? ¿por qué los carquinyolis y los cantuccini son tan sospechosamente parecidos?, ¿la rösti suiza es una tortilla de patata sin huevo? Ya que estamos, ¿quién sabe distinguir una raclette de una fondue? Por no mencionar filloas y frixuelos
Pues las galletas de hoy son otra de esas recetas conocidas por sus varios “alias”. Son más populares bajo el nombre austríaco Linzer (o “Linzer Augen”), aunque tienen un gemelo suizo llamado Spitzbuben.
Ambas son galletas de mantequilla, se espolvorean con azúcar, se rellenan de mermelada y suelen prepararse en Navidad.

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

El éxito es comprensible: ¿qué hace cualquier animal racional cuando le dan dos galletas? Pues rellenarlas de cualquier cosa. Y si la cosa es dulce, mejor (y más racional)

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}


Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

Encontraréis muchas recetas de galletas Linzer (alias Spitzbuben), pero entre todas, la que más me gustó fue ésta de Pam (“Uno de Dos”), que a su vez proviene de ésta otra de Martha Stewart.
Me gustó especialmente que utilizara menor cantidad de mantequilla que en las recetas de galletas habituales, y el uso de nueces (que yo he sustituido por avellanas), me pareció realmente interesante.
Para potenciar aún más el sabor de la masa, combiné harina de trigo común (de todo uso) con harina de espelta. Además, me acordé de que mi cuñada (suiza, a más señas), suele emplear siempre harina integral para hacer galletas. Y qué caray, le salen muy buenas.

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

Galletas Linzer o Spitzbuben {con avellanas}

El resultado es una galleta crujiente, firme, de textura nada arenosa (a diferencia de las galletas de base de mantequilla, que se deshacen con más facilidad)
Y absolutamente sublime.

Ingredientes (para 20 unidades, aprox)
* 1 huevo
* 45 gr tagatosa (o 90 gr azúcar glas)
* 70 gr mantequilla
* 65 gr avellanas tostadas y sin piel
* una pizca de sal
* una pizca de vainilla
* 125 gr harina común
* 125 gr harina de espelta o de kamut blanca, o harina de trigo integral (opcional)
* 1 cucharadita de levadura química de repostería
* mermelada, para rellenar (yo utilicé mermelada de jengibre y naranja y mermelada de cuatro frutos rojos de “St. Dalfour”, sin azúcar ni edulcorantes añadidos)

Seguir leyendo

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Publicado en Galletas, Recetas navideñas | Etiquetas , , , , | 5 Comentarios

Mousse de chocolate con crema de turrón

 

Cuando era pequeña me encantaba el invierno y la Navidad. A medida que me voy haciendo mayor, me fastidia más el invierno (esa macro-estación del año que en Coruña dura desde Octubre hasta Abril) y me gusta cada vez menos la Navidad.
Pero siempre, siempre, he odiado las noches de Fin de Año.
Sin ánimo de parecer esnob, no me van las galas televisivas enlatadas, ni los programas de humor, ni los refritos pseudo-periodísticos que se empeñan en repasar “los mejores momentos del año”, ni las dichosas campanadas con sus dichosas uvas (una superstición colectiva con excelente campaña de marketing)…

Quizá deberíamos plantearnos el último día del año como el fin de una película: salen los títulos de crédito, se encienden las luces, te levantas de la butaca y durante el camino de vuelta a casa reflexionas sobre si la peli ha estado bien, regulín, o si, directamente, has tirado a la basura el dinero de la entrada y las palomitas y una buena parte de tu tiempo que podrías haber dedicado a algo más productivo.
Si me pongo a pensar en mi película del año, y dejando de lado el tema personal (eso queda en manos de mi psiquiatra o de mi abogado, según se tercie), desde un punto de vista estrictamente culinario, me han quedado muchas recetas en el tintero. Me hubiera gustado preparar una preciosa masa de hojaldre en forma de árbol de Navidad, o estrenarme con un lomo asado a las finas hierbas (las finas hierbas siguen esperando, muy dignas ellas, en el armario de la cocina…)
Las ganas continúan, así es que espero poder traeros más y (mucho) mejores recetas el año próximo.
¿Seguiréis por aquí para verlas?
Perfecto, eso quería oír ;-)

Para empezar (o para acabar), la receta de hoy es deliciosa y sencilla, pese a que lo de mousse suena a cosa difícil (todas las recetas con nombres en francés parecen largas y complicadas, como el soufflé, los macarons o los inevitables croissants)
Pero, ojo, este postre no es difícil, y luce así de impresionante:

Mousse de chocolate con crema de turrón

Mousse de chocolate con crema de turrón


Mousse de chocolate con crema de turrón

Mousse de chocolate con crema de turrón

La receta-base para la mousse de chocolate se la debo a las clases de cocina (dinero bien invertido) y es simplemente deliciosa.
Lo que hace especial esta mousse es la cobertura que la corona, que, dicho sea de paso, es casi de mi propia cosecha (digo “casi” porque está prácticamente calcada de aquí): una crema de turrón de Jijona (alias turrón del blando) mezclada con nata y queso mascarpone.
Hey, ¿alguien dijo que este postre iba a ser light??

Mousse de chocolate con crema de turrón

Mousse de chocolate con crema de turrón

Estuve dándole muchas vueltas a la proporción correcta de turrón y mascarpone para que la crema no fuera excesivamente empalagosa pero conservara el sabor inconfundible del turrón. Creo que las cantidades de la receta son perfectas: es dulce pero sin pasarse, conserva ese bonito tono dorado del turrón y la cremosidad característica del mascarpone.
Ah, y está buenísima.

Mousse de chocolate con crema de turrón

Mousse de chocolate con crema de turrón

Como excusa para dar salida a los excedentes de turrón, me parece perfecta. Como postre para presentar a la mesa esta noche o el día de Año Nuevo, también me parece perfecta.
Y como puro y simple capricho, sin más pretextos ni explicaciones, es insuperable ;-)

Ingredientes (para 8 personas)
Ingredientes para la mousse de chocolate:
* 200 gr chocolate para postres (yo utilicé chocolate “Valor” sin azúcar)
* 50 gr mantequilla
* 50 gr nata líquida para montar (35% mg)
* 35 gr tagatosa (o 70 gr azúcar)
* 6 claras
* 3 yemas
* un chorrito de zumo de naranja
* un chorrito de Cointreau o licor de naranja (opcional)

Ingredientes para la crema de turrón:
* 130 gr nata líquida para montar (35% mg)
* 100 gr turrón de Jijona (y un poco más para espolvorear) (yo utilicé turrón “Virginias” sin azúcar)
* 160 gr queso mascarpone

Seguir leyendo

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Publicado en Brownies y Chocolates, Cremas y Mousses, Recetas navideñas | Etiquetas , , , , , | 4 Comentarios

Bocaditos de almendra y naranja

 

Este año estoy teniendo la rara sensación de que la Navidad no termina de llegar.
Quizá es porque cada vez las tiendas y comercios son más tacaños con la decoración (al menos, en la Coruña por donde yo me muevo) o porque seguimos atascados en una “primavera otoñal” que se resiste a marchar (y para los coruñeses, acostumbrados a las peculiaridades de la meteorología herculina, este impasse climático nos tiene muy despistados)
Precisamente ayer, el super de mi barrio se animó a pinchar música de villancicos (versiones orquestales al estilo Harry Connick Jr. muy pegadizas y bailonas) y la verdad es que el intento creó una pseudo-atmósfera navideña que (junto con el espumillón de la sección de verdulería) ayudaba a que las cajas de turrón, polvorones y mazapanes no parecieran ya tan fuera de lugar.

En fin, los más avispados lectores ya se habrán dado cuenta de que este monólogo de ascensor sobre el tiempo es una excusa para alargar la entradilla y crear una tensa expectación por la receta que os traigo hoy…
Porque la receta de hoy (redoble de tambores) es L.R.M.F.M.
O sea, “La Receta Más Fácil del Mundo”.
En aras de una mejor compresión lectora, la llamaremos simplemente “bocaditos de almendra y naranja”:

Bocaditos de almendra y naranja

Bocaditos de almendra y naranja

Como dirían Tip y Coll, la tema no tiene más ciencia que agarrar un puñado de almendra, una naranja, mezclar, bolear y (voilà!), zampar.
La receta original es una variante de un dulce siciliano a base de naranja y azúcar, exclusivamente.
Ésta es menos laboriosa (nos saltamos el paso de poner en remojo la naranja 3 días) y me parece más sabrosa con el añadido de la almendra.
Vosotros (fieles lectores, además de avispados), ya sabréis de mi pasión por el mazapán.
Pues esta podría ser la receta definitiva: la más fácil, la más suculenta y la más presentable.
Y además (por si no fuera poco), no contiene huevo, lo que la convierte en receta apta para intolerantes, alérgicos o maniáticos.

Bocaditos de almendra y naranja

Bocaditos de almendra y naranja


Bocaditos de almendra y naranja

Bocaditos de almendra y naranja

Los ingredientes son almendra, naranja, azúcar y, para levantar el espíritu, un chorrito de licor (yo utilicé Cointreau, pero podéis usar Grand Marnier, otro licor de cítricos o incluso jerez o cava)
Dependiendo de lo goloso que sea vuestro paladar, y de lo madura y dulce que esté la naranja, podeís añadir más o menos azúcar, en la proporción que os indico. Yo empleé 200 gr azúcar (la mitad de tagatosa), y, en mi opinión, es el punto ideal.

Bocaditos de almendra y naranja

Bocaditos de almendra y naranja

Que nadie se arredre, que esto no es un panettone ni un tronco de Navidad. Si os fijáis bien, ni siquiera requiere horno.
Ya os lo digo: ¡¡es L.R.M.F.M!!

Ingredientes (para 30 unidades, aprox)
* 300 gr almendras crudas sin piel
* 85-100 gr tagatosa (o 175-200 gr azúcar)
* ralladura de piel de una naranja
* 5 cucharadas de zumo de naranja recién exprimido
* 1 cucharada de licor de naranja (yo utilicé Cointreau)
* tagatosa (o azúcar glas) para decorar

Seguir leyendo

  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Publicado en Mazapán, Turrones y Polvorones, Recetas navideñas | Etiquetas , | 4 Comentarios