Patatas a la mallorquina

 

Este fin de semana casero nos hemos puesto las botas con un delicioso plato de patatas a la mallorquina. Lo mallorquín le viene por el relleno que empleamos para las patatas: la sobrasada (o “the red thing”, como la llamaba mi cuñada suiza antes de aprender español)

Patatas a la mallorquina

Patatas a la mallorquina

Mirad lo que vamos a hacer: vamos a abrir las patatas, vaciarlas y rellenarlas con una mezcla de patata machacada y sobrasada, las vamos a regar con una bechamel ligerísima perfumada con nuez moscada y gratinarlas con cantidades industriales de queso para que queden bien chorreantes.
En fin, que estas patatas casi deberían darnos las gracias…

Patatas a la mallorquina

Ingredientes (para 4-5 personas):
* 1kg patatas
* 200gr sobrasada
* 25gr mantequilla en pomada
* queso rallado
* queso en lonchas para fundir (p.ej., emmental)
* un vasito de leche descremada o nata líquida ligera (150ml)
* una cucharada sopera rasa de harina
* aceite de oliva virgen extra
* sal, pimienta, 2 clavos de olor y nuez moscada

Vamos a empezar eligiendo unas 8 patatas medianas lo más redondas posibles, para que sea fácil abrirlas y vaciarlas. Las lavamos y hervimos con piel en abundante agua con sal y 2 clavos de olor hasta que estén blandas pero firmes (unos 20 minutos).
A parte mezclamos la sobrasada con la mantequilla reblandecida (podemos calentarlo unos segundos en el microondas)

Pelamos las patatas, las cortamos por la mitad a lo largo y vaciamos cuidadosamente el centro con una cucharilla. Esta es la única parte complicada, porque hay que procurar que no se rompan demasiado. Colocamos las mitades sobre una fuente de horno.

En un bol machacamos la pulpa de la patata, la salpimentamos y la mezclamos bien con la sobrasada y mantequilla.

Salpimentamos ligeramente las mitades de patata y las rellenamos con la mezcla.

Ahora vamos a preparar una bechamel ligera (de textura más bien líquida, sin emplear demasiada harina y con leche o crema de leche desnatada). Para ello vamos a necesitar: una cucharada sopera rasa de harina, un vasito de leche o nata líquida, nuez moscada, sal y aceite de oliva.

La complicación de la bechamel está en evitar que se formen grumos. Después de hacerla muchas veces y de que me haya quedado a menudo como gravilla en cemento armado, creo que el secreto está en deshacer muy bien la harina en el aceite aún templado. Primero cubriremos el fondo del recipiente con un dedo de aceite (vamos a ser generosos) y cuando empiece a calentarse volcamos la harina de golpe, retiramos del fuego y removemos con una cuchara para desleírla.

Si este paso sale bien, ya tenemos medio camino hecho. Volvemos a colocarla al fuego (a potencia media-baja) y echamos chorritos de leche sin dejar de remover constantemente. Espolvoreamos con una pizca de sal y una cucharadita de nuez moscada. Cuando empiece a ligar, apagamos el fuego y seguimos removiendo hasta obtener una crema.
Si no nos gusta la bechamel, podemos sustituirla simplemente por nata líquida con una pizca de nuez moscada, o batida con un huevo entero.

Lo de “cantidades ingentes de queso” iba totalmente en serio: en un gratinado tiene que sobrar queso por doquier, fundirse y cubrirlo todo. Que haya que abrirse paso a través del queso, vaya. Así es que he espolvoreado las patatas rellenas con una mezcla de 4 quesos especial para gratinar y luego las he cubierto con la bechamel.

Terminamos con una capa de lonchas de queso (en este caso emmental) y horneamos a 180ºC unos 10 minutos o hasta que el queso se funda.

Y ahí tenemos el resultado, vistoso, rico y fácil:

Patatas a la mallorquina

Patatas a la mallorquina

 

Tiempo: 45 minutos
Dificultad: media


  • Print
  • PDF
  • email
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • del.icio.us
  • Netvibes
  • Bitacoras.com
  • StumbleUpon
  • Meneame
  • Tumblr
Esta entrada fue publicada en Patatas y etiquedada como , . Marca el Enlace permanente.

4 Respuestas para Patatas a la mallorquina

  1. Salomé dice:

    Buenísimas… lo de rellenarlas con the red thing una idea genial! Me llevo la dirección de tu web para seguirte de cerca…

    • Helena dice:

      Jajaja, “the red thing” traspasa fronteras, ¡viva los mallorquines!

      (pues aún me queda en la nevera, así es que van a llegar unas cuantas recetas más con sobrasada ;-)

  2. juanjo dice:

    hola , una idea para que la bechamel te quede fina es hacerlo con la batidora , me lo enseño un amigo cocinero y queda fina fina , lo unico que tienes que hacer es juntar todos los elementos en una olla alta para que no te salpique lo pones a fuego lento y en 2 min ya esta , espero ayudarte , un placer .

    • Helena dice:

      Pues es muy buena idea lo de la batidora, oye, me lo apunto! Yo le he pillado un poco el tranquillo y creo que el secreto es diluir muy bien la harina en el aceite (para eso es necesario no ser rácanos y echar un chorrito generoso), pero me gusta mucho tu solución!

      Muchas gracias por compartirlo y un abrazo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>